Leyendo
Elige sentirte bien como primera opción
3 min · 305

Elige sentirte bien como primera opción

Elige sentirte bien, es algo que he aprendido en los últimos meses, porque el sentirse bien es una elección personal. No depende de cómo nos trate el día, de cómo se muevan nuestras finanzas, ni de las circunstancias actuales e inclusive, de lo que la persona o personas que quieres o ames digan o manifiesten de ti.

Elegir es una decisión personal, así como lo lees, una decisión, porque parte del principio de que sólo tú puedes dar poder a alguien o algo en cuanto a tu sentir.  No significa que no vas a sentir, no. Se trata de cómo manejar esa sensación, esa emoción que imprime en ti algo que te hace cambiar tu estado de ánimo. Es algo que realmente sólo con la práctica consciente podemos ir trabajando.

En un artículo anterior mencionaba el agradecer (1) como la herramienta más poderosa para manifestar al universo que estamos conscientes de lo afortunados que somos con tener todo lo que

poseemos y todo lo vivido, como parte de una experiencia para crecer. En otro artículo, señalaba cómo podemos agredirnos en lo personal con el uso de la palabra y el pensamiento cuando nos decimos cosas que creemos son ciertas de nosotros mismos (2).

Se basa en algo muy sencillo, pero difícil de practicar la primera vez. Se trata de estar presente en calidad de observador de nuestros pensamientos. En el momento que puedes detectar qué es lo que promueve un cambio de ánimo en ti, empezarás a tomar control de la situación, aun cuando todavía te afecte emocionalmente. Si estás observándote ya es un gran logro, porque a partir de allí puedes entonces quitarle poder a ese pensamiento y con ello a la sensación que genera. Elige sentirte bien…

Esa emoción llamada miedo

Si permitimos que un pensamiento negativo de nosotros mismos se apodere generando una sensación en el estómago, que no es más que una emoción llamada miedo, nos vamos a paralizar y luego con el afán de no sentirlo, vamos a resistirnos y a aumentar esa sensación que nos hace sentir mal.

Si por el contrario observamos la sensación que nos produce, somos conscientes de ello, no resistiéndonos a ese pensamiento, con seguridad él perderá fuerza al darnos cuenta de que estamos creando un concepto de nosotros mismos que no es verdad y atentos a revertir lo que podría haber generado la sensación.

Elige sin resistencia y permite que las cosas fluyan

Elige sentirte bien sin resistirse a nada. Permite que aparezcan las cosas que a diario sucederán y toma lo mejor de ellas. Suena algo muy loco lo que estoy diciendo, pero en la medida que dejamos que las cosas se acomoden de manera casi mágica y sólo nos enfocamos en hacer cosas que nos generen satisfacción, alegría y por ende impulsen nuestro sentido de la creatividad, nos estaremos alimentando con la energía necesaria para llevar adelante un día y, en consecuencia, atraeremos lo mejor de manera simple y sin esfuerzo.

El ejemplo que mejor lo visualiza es observar a unos niños pequeños o bebés, si los detallas durante un día te darás cuenta de cómo ellos están en constante alegría, la cual sólo proviene de su ser interno, pues nada externo les está generando esa sensación.

En esos primeros años no les dan valor a los regalos materiales, sino a los abrazos, a las sonrisas, a los besos de quienes se los den y se lo retribuyen de igual forma y no distinguen quiénes son. Se pueden disgustar contigo y a los cinco minutos te están sonriendo para tomarte de la mano para que juegues con ellos, porque no tienen pasado, memoria, ni códigos que les digan él es malo, él no me quiere, no me mima, él no nada.

Ver también

Propongámonos en las mañanas a que todo estará bien desde el despertar dando gracias y estemos atentos a pensamientos y circunstancias. Cada vez que algo se proponga a activar nuestro ánimo estemos presentes y alerta para saber que no queremos darle poder.  Simplemente, observarlo agradeciendo por tener esa oportunidad y respirar profundamente. Mientras tanto trabajamos focalizados en resolver las cosas de manera tranquila y poner nuestras energías en crear. 

Con la C de certeza te invito a comentar o plantear cualquier duda que tengas, personalmente te responderé. Si pensaste en alguien, por favor comparte este artículo ya que puede generarle valor.

¡Gracias por invertir en ti!

Santi Fernández

@yoinviertoenti

Ver comentarios (0)

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Copyright © Todos los Derechos Reservados

Aviso Legal - Política de privacidad - Política de cookies

Desplazar al Inicio